Lo que no te contaron sobre acabar de escribir una novela

Escribir una novela no es como nos lo cuentan las películas o los documentales sensacionalistas. Escribir una novela es toda una aventura y cuando acabas las 50.000 palabras o las 100.000 aún te queda mucho trabajo por cumplir.

La publicación de hoy la hago para que cuando me vuelvan a preguntar si ya he acabado de escribir la novela o las novelas, se lean esto mismo y sepan que no es escribir a la primera y publicar. Es como cuando grabas algo, que luego hay que editarlo y reeditarlo. Aquí pues sucede lo mismo y seguramente más de uno habrá creído que basta con escribir y publicar y luego sale lo que sale y eso repercute en el caché que tienen las novelas autopublicadas.

Y es que revisar una novela no es solo corregir las faltas de ortografía, que sí, que es algo muy necesario. Revisar es retocar, mejorar, perfeccionar lo escrito. Y que sea todo coherente. Y más si la novela la hemos escrito a la virulé, improvisando aquí y allá. Si hemos realizado un trabajo previo nos será mucho más fácil todo pero si no… Os pasará como a mí con mi primera novela (bueno, no es realmente mi primera novela pero es la primera que publicaré ya que tengo otras escritas pero no me acaban de convencer) que me estoy volviendo realmente loco. Pero de esta saldré airoso. Después lo otro que tengo son libros de cuentos…

Ah, pero eso es más fácil ¿no?

Lo sería si las historias no tuviesen elementos en común o personajes y todo tuviese un sentido más allá de contar unas cuantas historias independientes entre ellas. Pero sí, será más fácil revisar los cuentos que la novela por completo.

Por cierto, que cuando acabas tú de revisar la novela (y varias revisiones que hay que hacerle) luego toca pasársela a profesionales de la edición y pagar. Sí, nada es gratis, ni siquiera escribir un libro (si quieres que salga todo bien y con resultados profesionales). Ya aprendí en mi etapa de vídeo creador que hay que rascarse el bolsillo para que todo salga como toca y por haberme ahorrado bastante dinero luego pasó lo que pasó y los resultados pésimos que tuve con mis obras. Pero eso es agua pasada.

Lo bueno de escribir es que lo haces solo y no dependes de un equipo de personas para hacerlo pero después, en la parte final, tienes que delegar sí o sí. No os diré todas la razones por las cuáles deberíais dejar que corrigiesen vuestras obras por profesionales porque estas las cuentan muy bien en las distintas páginas y libros que me he leído sobre el tema. Pero creedme cuando os digo que no podéis coger y publicar o autopublicar vuestra novela sin haber pasado antes por manos expertas y maestras que dejen vuestro manuscrito como dios manda.

Aquí una web donde cuentan todo muy bien el tema de escribir y reescribir: https://www.gabriellaliteraria.com/

Y otra más de regalo: https://www.sinjania.com/

Y punto. Todo lleva un trabajo detrás y un tiempo de reposo. La ansiedad y las prisas matan la obra antes de salir del horno.

Un placer como siempre y si os gusta esta info no dudéis en suscribiros vía mail. Y por supuesto, podéis comentar para dejar vuestra opinión y compartidlo entre vuestros contactos si creéis que esta información les puede resultar útil.

¡Un saludo y nos vemos en siguientes publicaciones!

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Alejo Pérez Fernández .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios Raiola Networks.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Esta web utiliza cookies, puedes ver aquí la Política de Cookies